¡Tan verdes, pero tan peligrosas!

¡Tan verdes, pero tan peligrosas!

Las plantas peligrosas que no deben ser tocadas

Si Usted pertenece a la gente que se alegra de la llegada de los días más calientes porque quiere pasar más tiempo disfrutando de la naturaleza, de la verdura, recoger setas, las plantas medicinales y comestibles, entonces Croacia es ideal para Usted.

 

Al fantasear de sus planes verdes y de la preparación de los platos y de las pociones salubres, tenga cuidado antes de aventurarse a colectar los materiales vegetales. Infórmese bien, porque hay errores que pueden ser desagradables o hasta letales.

 

Quizás Usted cree que va a reconocer una planta gracias a su descripción o la foto, pero es un riesgo, porque es muy fácil equivocarse. Por eso cuídese de las plantas siguientes:

 

A menudo se confunde el mataperros, planta herbácea, una de las más mortales en Croacia, con el ajo de oso, que se utiliza como un antibiótico natural.

El mataperros crece en los prados y pastizales montañosos. Sus hojas crecen en primavera y en otoño se adorna de flores de color rosa, parecidos a los de azafrán.

Toda la planta es venenosa y sobre todo las semillas y el bulbo.

 

La scopolia carniolica es una planta herbácea que crece en suelos húmedos en los bosques montañosas de hayas, en cuestas húmedas y en los suelos de humus y en la Edad Media solía utilizarse para los fines mágicos y para la preparación de las pociones de amor.

Ivančica Horvatić

La hiedra es una planta leñosa perennifolia trepadora espontánea que sube a los árboles, a las piedras, a las paredes y otros sustratos diferentes.

Tiene las hojas características de color verde oscuro, las flores de color verde-amarillo formando umbelas, y los frutos de color azul. Aunque todas la partes de la hiedra son tóxicas, sobre todo sus fruto, se utiliza en medicina y en cosméticos.

 

La hierba loca es una planta herbácea utilizada por la gente de la Edad Media para la sedación y para la preparación de las pociones de amor y de nuestros días se utiliza en los tratamientos del asma. Puede reconocerse por su tallo pubescente, sus largas hojas de color verde oscuro y sus flores de color amarillo-morado. Su olor es desagradable y crece como una mala hierba en zonas secas y asoleadas junto a las carreteras, en los terrenos cultivables y en las tierras abandonadas. ¡Todas las partes de esta planta son tóxicas!

 

Cuídese de no coger el apio de perro, porque es fácil confundirlo con el perejil, la alcaravea y el eneldo. Crece en los prados, en los terrenos arables y junto a los arroyos, y es caracterizado por su tallo alto, las hojas de forma pinnada y las pequeñas flores blancas. ¡Cuidado, todas las partes del apio de perro son tóxicos!

 

Una de las plantas arbustivas las más conocidas semiparásitas, que crece en las copas de diferentes especies de árboles perennes o caducifolios, es el muérdago. Se reconoce por sus bayas redondeadas de color blanco o amarillo que son tóxicas, pero el grado de su toxicidad varía según el tipo del árbol en el que esté creciendo. Por otro lado, así como cada veneno, esta planta también tiene las propiedades medicinales, pero en dosis pequeñas.

 

Aunque a menudo se utiliza como una planta decorativa en los jardines y en los parques, el anapelo azul es considerado como una de las plantas las más tóxicas en Croacia.

Todas sus partes son tóxicas y esta planta herbácea es caracterizada por sus hojas de forma pinnada y las flores formando una inflorescencia racimosa. Crece en los hábitats húmedos de las zonas montañosas.

El mezereón es un arbusto caducifolio que pertenece a las especies protegidas y en peligro de extinción de la flora croata. Puede reconocerse por sus hojas alargadas dispuestas en forma de espiral y por sus flores de color rosa y su olor agradable, a menudo siendo cultivada como una planta ornamental. Crece en los suelos fértiles, sueltos, enriquecidos de cal y de humus. Los más tóxicos son sus frutos, y ciertos compuestos contenidos en esta planta tienen un efecto cancerígeno.

Todo el mundo conoce la adelfa, que gracias a su resistencia, el cultivo simple y la gran diversidad de los colores de sus flores a menudo se planta en los jardines y en los parques.

Todas las partes de esta planta arbustiva mediterránea son muy tóxicos y aún la inhalación accidental de una adelfa en llamas puede provocar problemas.

 

La cicuta acuática llama una gran atención. Se trata de una planta perenne que crece cerca de arroyos y de lagos, en zonas húmedas y en pantanos. Su rizoma es en forma de tubérculo poroso, su tallo es alto y estriado, las hojas de forma pinnada y las flores blancas agrupadas en forma de paraguas. La planta entera es tóxica, sobre todo sus partes subterráneas, que fácilmente pueden confundirse por el raíz del apio de campo o del perejil. No se olvide, ¡sólo un afloramiento de la cicuta acuática puede causar la muerte de un adulto!

 

El ricino es una planta arbustiva de hojas divididas y con flores rojos en florescencia. Todas sus partes son tóxicas, y sobre todo las semillas, que contienen el compuesto llamado ricina, que puede ser más peligrosa que el veneno de víbora. Sin embargo, gracias a un tratamiento correcto de las semillas, puede obtenerse el aceite de ricino muy salubre que se utiliza en medicina.

 

Un hermoso arbusto perenne que llama la atención gracias a sus agujas de color verde oscuro y a las atractivas semillas de color rojo es el tejo común. Las semillas son muy tóxicas. Reconocerá esta planta por su árbol duro de corteza de color rojo-marrón y las agujas blandas agrupadas en espiral, por los que suele confundirse con la pícea.

La belladona es una planta arbustiva frecuente en las zonas montañosas. Es reconocible por su afloramiento de forma cilíndrica, por sus hojas ovaladas, las flores marrones de forma acampanada y las bayas negras.

Con esta planta también vale la regla - letal y salubre. Aunque todas las partes de esta planta son tóxicas, sus hojas y raíces se utilizan en medicina.

 

La toxicidad de la cicuta es conocida desde hace mucho tiempo y aún los griegos y los romanos la utilizaba como un método de asesinato, y se considera que el filósofo Sócrates fue matado con esta planta. Tiene un tallo fuerte, alto y hueco, con manchas azules y rojas, las hojas cortadas y flores blancas. Crece en lugares húmedos, en bordes de caminos, cerca de las poblaciones y junto a los setos, tiene una gran cantidad de frutos, por lo que se disemina fácilmente.

 

Aprovecha de la naturaleza y de sus regalos, pero tenga cuidado de lo que recoge y come para que un día agradable en plena naturaleza no se convierta en una catástrofe.

Pues, sino está seguro de una planta, consulte a un experto o, la opción más segura, evítela! Si a pesar de todo un accidente ocurre, y Usted toma una planta venenosa por una planta comestible, provoque los vómitos y consulte a un médico inmediatamente.